Segunda jornada de altura en el ATP Finals

Dos partidos memorables han amenizado la jornada de hoy gracias a sus protagonistas, aunque ambos han conocido la derrota, Rafael Nadal y Dominic Thiem

Nadal durante el encuentro frente a Goffin | ATP World Tour

El segundo día de juego en el ATP Finals de Londres ha sido un digno homenaje a este deporte. En contraste con la jornada de ayer, ni el maestro ni el alumno del grupo A se han hecho con sus respectivos partidos. Ellos son Rafael Nadal y Dominic Thiem, los reyes que no se han coronado hoy.

El austriaco se ha enfrentado a Grigor Dimitrov, que ha conseguido hacerse con la victoria. Estos han protagonizado un partido lleno de altibajos, manteniendo la tensión hasta el final. Nadal, por su lado, ha sido parte de un espectáculo con David Goffin, que le ha puesto contra las cuerdas.

Choque de estilos en Londres

El primer partido de la jornada de las ATP Finals de Londres ha sido el aperitivo de lo que nos esperaba. Dimitrov se ha apuntado el primer set sin demasiado esfuerzo. Ha aprovechado que Thiem no se encontraba demasiado cómo en la pista. El segundo round ha empezado con la misma tónica, hasta que Dominic ha encontrado el momento para sacar a relucir su tenis. Ha ganado así el set, sin necesidad de llegar al tie-break.

En el último asalto parecía que Thiem había sacado las garras, aunque Dimitrov contaba con un break en su poder. A pesar de igualar el set a cinco y recuperar la ventaja, el siguiente juego fue desesperante para Dominic, que no dudó en desahogarse con un grito. Quizá fue este gesto el causante de una nueva rotura por parte del búlgaro. Así continuó el partido hasta que Grigor aprovechó la desesperación del austriaco para proclamarse campeón (6-3, 5-7, 7-5).

La sombra del número uno

El número uno del mundo ha protagonizado uno de los que puede ser el partido más interesante de las Finals. A pesar de la derrota del manacorí frente a Goffin (7-6, 6-7, 6-4), la sombra de Nadal uno pesó sobre el belga en los momentos más tensos.

Durante el primer set ambos se quitaron el servicio mutuamente en dos ocasiones. Rafa, que veía el momento de activarse, forzó el tie break sin éxito. En la segunda manga Goffin tuvo varias ocasiones de hacerse con el encuentro, pero la tensión de estar frente a Nadal le pudo. Fue en este asalto cuando el manacorí sacó fuerzas de donde no las había. Igualó a cinco el duelo y con 0-40 consiguió levantar cuatro bolas de partido, ganando el set en el tie break (7-4). Ya en la tercera manga, David consiguió cerrar el partido. No sin que el número uno pusiera toda la carne en el asador. Todas las veces que Rafa se echó mano a la rodilla, son la principal muestra de su derrota.

Rafael Nadal ha sabido sacar sus armas, tirar de sus famosos paralelos y sus inigualables ‘passings’ en los momentos más emocionantes del encuentro. Además de sus propios recursos, el rey ha contado con los ánimos del público durante todo el partido.

Tras el encuentro, el español ponía fin al último torneo del año retirándose. Los signos de dolor que ha mostrado durante el duelo de Londres, podían dar alguna pista sobre su futura decisión. A pesar de la derrota y su posterior retirada, la hazaña de Rafa ha sido el broche perfecto para el final de la temporada

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here