Wolfsburgo 0-1 Borussia Dortmund: Reus castiga el único error de un correoso Wolfsburgo

Un cabezazo del capitán 'borusser' sirve para derrotar a unos 'lobos' que dieron más guerra de la esperada

Marco Reus y sus compañeros celebrando el único gol del encuentro | @BVB

Para ganar ligas no sólo basta con ganar cuando juegas bien, sino lograrlo cuando no dispones de un dominio claro. Hoy un Wolfsburgo en construcción y atrevido, y que quizá hubiera deseado la intervención del videoarbitraje, sucumbió tan sólo por un error que aprovechó Marco Reus a la media hora de juego. Un tanto que sirve para alejar al líder de la Bundesliga, el Borussia Dortmund, de un Bayern que se dejó de nuevo los puntos, y que se reafirma como alguien a tomar muy en cuenta para el título.

Media hora de fantasía inesperada de los locales

La vida de Bruno Labbadia no es ni mucho menos deseada por cualquier técnico teutón. Desde que llegó al Wolfsburgo su desempeño ha estado marcado por cualquier cosa menos la regularidad en cuanto a los marcadores. Y no por la falta de buen juego, tratando de dominar sin importar el rival, pero sí por sus numerosas bajas. Ante la imposibilidad de sacar un 4-3-3, Weghorst y Ginczek han aprendido a convivir en la delantera y un joven Rehxbecaj se ha encontrado con mucho más peso del que esperaba apenas unas semanas, acompañando a Arnold en el centro del campo.

Saltaron los ‘lobos’ al Volkswagen Arena con la valentía que acostumbran, y el Dortmund de Favre se encontró en un escenario en el que nunca antes había actuado, con un Wolfsburgo cuya comodidad era cuanto menos sorprendente y que se creía capaz de dar la campanada ante el líder. Brooks y Tisserand eran imperfectos pero eficientes en la zaga, y Brekalo causaba estragos por la banda izquierda mientras los ‘borussers’ no veían manera de desmantelar el entramado defensivo de los locales. Una tónica que se repitió durante la primera media hora para la alegría de una hinchada que no veía a su equipo competir de esta manera a un coloso en liga en años, aunque sin probar a Bürki tanto como hubieran deseado.

Reus castiga el único error de los ‘lobos’

La pólvora del Borussia Dortmund nunca está mojada, a pesar de que sus rifles no dispusieran hoy de demasiada munición. Y en el único despiste que los locales tuvieron en todo el primer tiempo aprendieron la lección. Jadon Sancho sacó petróleo desde la izquierda y colgó un esférico que pilló a la defensa por sorpresa. Delaney se elevó con elegancia y lo templó para que la testa del capitán, Marco Reus, matara ante la incredulidad de Casteels con sus compañeros.

Incluso se pudo ir al descanso dos goles por debajo el Wolfsburgo, salvándose agónicamente de un bombardeo en línea de gol. Ese fue el momento en el que se vieron sus carencias, ya que tampoco habían olido el cuero sus delanteros y el porcentaje de centros fallidos era alarmante. La dependencia en todo momento de alguna individualidad de Brekalo y la necesidad de más chispa en el mediocampo dejaba unas ofensivas muy planas y que permitían a los visitantes plantarse con facilidad.

Un segundo tiempo flojo y con imperfecciones para todos

Las marchas de ambos equipos se redujeron en el segundo tiempo con los visitantes mirando más al encuentro de Champions y conformándose con el marcador mientras el Wolfsburgo seguía con la misma incapacidad para ver puerta. Para más inri, pudieron otorgársele dos penaltis que el VAR no vio, uno de ellos provocado por una mano en el área y el otro por un despeje arriesgado de Bürki que casi le causa una desgracia a Ginczek; aunque también se tragó el videoarbitraje una mano similar en los dominios de Casteels.

Lo único que hizo Labbadia desde el banquillo para intentar dar un soplo de aire fresco al equipo fue introducir a un Steffen que tuvo otro cabezazo como el que desperdició en su debut con la manada ante este mismo rival, pero en el Signal Iduna Park. Por su partee, Favre se quedó con la misma idea tras sus cambios, haciendo entrar a los casi desaparecidos Phillipp y Pulisic en detrimento de Alcácer y Sancho.

Los refuerzos útiles llegaron demasiado tarde

En los últimos diez minutos los ‘lobos’ seguían creyendo en una ocasión que valiera un punto y Malli y el canterano Yeboah ingresaron en el verde para un último arrebato, pero el líder no pagó los errores atrás -que los tuvo, con un agarrón de Zagadou a Tisserand cuando este iba a rematar a bocajarro- como sí lo hizo ante el Hertha, propiciando que el Borussia sacara los tres puntos una vez más del hogar de la manada, pero no de una manera tan cómoda como venía acostumbrando desde antaño.

Ficha técnica

Wolfsburgo: Casteels – William, Brooks, Tisserand, Roussillon – Brekalo (Yeboah, 81′), Arnold, Rehxbecaj (Steffen, 69′), Gerhardt (Malli, 81′) – Ginczek, Weghorst.

Borussia Dortmund: Bürki – Achraf, Zagadou, Akanji, Guerreiro – Witsel, Delaney – Sancho (Pulisic, 78′), Reus, Bruun Larsen (Toprak, 90′) – Alcácer (Philipp, 78′).

Goles0-1 (Reus, 27′).

Amonestaciones: Dan-Axel Zagadou y Thomas Delaney, ambos del Borussia Dortmund, fueron los únicos que vieron la tarjeta amarilla.

Volkswagen Arena. Jornada 10 de la Bundesliga.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here