Girona 2-3 Eibar: La incidencia del VAR agrava la maldición gerundense frente a los ‘armeros’

Un testarazo de Sergi Enrich decidió el rumbo de un partido marcado por el videoarbitraje

Sergi Enrich celebra el gol de la victoria / LaLiga

Sábado de fútbol el que se vivía en Montilivi en esta octava jornada de Liga SantanderGirona y Eibar se medían en un interesante duelo con tres cruciales puntos en juego. Ambos clubes buscaban romper sus malas rachas.

El conjunto catalán quería un triunfo que les acercase a los puestos europeos. Además, los de Eusebio acumulaban tres partidos consecutivos sin conocer la victoria. Eso sí, lograron un valioso empate en el Camp Nou. Por el momento, el cuadro gerundense se está apoyando en su goleador, Stuani; el delantero uruguayo suma seis goles.

Por su parte, los de Mendilibar necesitaban ganar para poner más tierra de por medio con el descenso. Al equipo vasco le cuesta mucho acertar de cara a portería, por lo que en su casillero tan solo había seis tantos. A pesar de ello, los ‘armeros’ no estaban desplegando un mal juego, pero sí carecían de fortuna. El encuentro ante el Girona era clave para recuperar las buenas sensaciones.

El Eibar empezó mejor

El inicio del choque estuvo marcado por la elevada intensidad propuesta por ambos conjuntos. Así, los visitantes realizaron un perfecto primer cuarto de hora. La polémica no faltó; de hecho, el VAR intervino dos veces en diez minutos. Al final, la segunda intervención propició un penalti a favor de los de Mendilibar. Por supuesto, Charles no perdonó desde los once metros. No acabó aquí la cosa, Orellana y el propio Charles, unos minutos más tarde, perdonaron el segundo tanto.

Los locales necesitaban un tiempo muerto, pero no iba a ser posible. No obstante, fueron desperezándose con el paso de los segundos. De este modo, en el minuto veinte, el VAR anularía un tanto a Granell: Dmitrovic erró en la falta lateral colgada por el capitán gerundense, pues el balón se le coló por debajo de las piernas y entró en su portería. Por suerte para el equipo vasco, Bernardo intervino posicionalmente en la jugada, señalándose fuera de juego.

A partir de aquí, el duelo se tranquilizó. A pesar de ello, el Girona siguió mejorando, de manera que acabó teniendo recompensa. En el minuto 40, un buen centro de Pedro Porro fue rematado en el segundo palo por el de siempre, Christian Stuani. Atención, tan solo tres minutos más tarde, el uruguayo volvió a marcar, gracias al VAR. Los catalanes le dieron la vuelta al marcador en apenas cinco minutos, pero, por favor, siéntense, ya que un cabezazo de Arbilla empató el partido en el último minuto del primer tiempo. Tras este loco final de primera parte, llegó un necesario descanso.

Varios jugadores del Eibar celebran el gol de Charles / LaLiga

Portu aupó al Girona

El segundo periodo fue otra historia. Desde el principio, las idas y venidas fueron constantes. Para beneficio de los de Eusebio Sacristán, Portu se activó, y su equipó lo notó. Rondando el minuto 60, Granell lanzó un peligroso libre directo que se fue rozando el poste. Poco más tarde, el ya nombrado Portu se durmió en un mano a mano ante Dmitrovic, lo que permitió a José Ángel salvar el gol.

El peligro gerundense aumentó; sin embargo, el premio llegó para los ‘armeros’. Un gran centro de Orellana fue rematado de forma estupenda por Sergi Enrich. Jarro de agua fría para el conjunto catalán, que veía como se le escapaba el partido. La maldición gerundense contra el Eibar se alargaba.

Stuani festeja uno de sus tantos / LaLiga

Los de Mendilibar supieron defenderse

Después del gol de Enrich, los guipuzcoanos echaron el cerrojo. Evidentemente, el Girona lo intentó, pero no hubo manera de lograr el empate. La entrada de Roberts dio un aire nuevo a los locales, aunque sin fortuna.

Finalmente, los ‘armeros’ se hicieron con tres importantísimos puntos. El tremendo testarazo de Enrich decidió el rumbo del encuentro. Los de Eusebio tendrán que hacer los deberes en los próximos choques, pues quedan en una situación un tanto comprometida.

FICHA TÉCNICA

Girona: Bono; Pedro Porro (Lozano), Bernardo, Juanpe, Muniesa, Aday (Roberts); Douglas Luiz, Borja García, Granell; Portu (Doumbia) y Stuani.

Eibar: Dmitrovic; Rubén Peña, Oliveira, Arbilla, José Ángel; Orellana (Cucurella), Diop, Joan Jordán, De Blasis; Sergi Enrich (Álvarez) y Charles (Kike García).

Goles: 0-1 Charles (11’), 1-1 Stuani (40’), 2-1 Stuani (44’), 2-2 Arbilla (45’+5’), 2-3 Sergi Enrich (71’).

Árbitro: Prieto Iglesias (comité navarro). Amonestó a Juanpe (5’), a Aday (11’) y a Portu (14’) por parte del Girona; y a José Ángel (19’), a Joan Jordán (34’), a Diop (41’), a Riesgo (44’), a Arbilla (59’) y a Oliveira (61’) por parte del Eibar.

Estadio Municipal de Montilivi. Jornada 8 de Liga Santander.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here