AEK Atenas 78-71 Fuenlabrada: No bastó el coraje fuenlabreño

Montakit Fuenlabrada no pudo sorprender a un AEK más experimentado en la competición continental y cedió (78-71) pese a su entrega y tesón

Nogueira intenta anotar ante Maciulis / Foto de la web de Championsleague

El Montakit Fuenlabrada volvió a mostrar su gen luchador ante un rival con más experiencia y sin Popovic. Los fuenlabreños a arreones estuvieron siempre en el partido aunque con dos lunares. La soberbia tarde de Hunter (24 puntos) y las pérdidas. Por lo demás dio la cara, jugó e tú a tú a un rival que es el actual campeón y se quedó en el camino por detalles.

Sumó apuntes notables como el gran partido de O´Leary (13+10 ) o la progresiva aportación de un Nogueira. Más parecido al que se fue a la NBA. Dejó también un marcador “remontable” para la vuelta aunque los despistes puntuales dejan la sensación de ocasión perdida. Sea como fuere a nadie se le puede escapar que a un Montakit Fuenlabrada que compite con equipos como AEK no se le puede pedir más.

Igualdad ante el campeón

No debió gustarle el arranque al “Ché” García porque en un minuto repasó a su equipo con un elocuente “si no queréis jugar saco a otros”. Ello tras un parcial de 5-0 griego. Montakit Fuenlabrada reaccionó para igualar la primera acometida helena. Sin embargo, los españoles no entendieron la defensa amarilla y las pérdidas (seis) lastraron a los visitantes en el primer cuarto. Los daños, pese a todo, se limitaron a un 24-19.

La falta de intensidad defensiva deparó un inicio de segundo anotador. Luca Branchi, técnico local, no aprobó la cuestión y puso pausa a un partido que enloquecía. En la “locura” atinó más el Montakit Fuenlabrada para adelantar a los locales: 31-32 a cuatro para asueto. Tuvo que aprovechar mejor el equipo español la desconexión ateniense pero el arco se mostró reacio. Los griegos no desaprovecharon la falta de puntería y Hunter les devolvió la delantera. Al descanso 41-34.

Compitiendo hasta el final

Un ordenado ataque fuenlabreño con buenos movimientos de balón puso el partido otra vez apretado: 45-42. Sólo había corrido poco más de tres minutos el reloj pero se notaba que Nogueira generaba muchos problemas a los griegos. Delante y detrás. Fuenlabrada volvía ser el equipo competitivo de siempre y mediado el cuarto estaba delante 47-48. Tiempo muerto heleno y parcial de 6-0 para que devolviera Néstor García el parón. No encontró el rumbo su equipo hasta el último minuto para salvar la cara: 59-54 tras llegar a perder de 11. 

Apoyados en un empujón arbitral, los griegos volvieron a irse 11 arriba 66-55 con dos minutos largos jugados. Y volvió el coraje de los rojillos. Se agarraron al partido desde el trabajo atrás y sudando cada canasta. Fuenlabrada en estado puro. Ahí faltó algo de oficio, un puntito de suerte y, probablemente, Popovic. Alguien que leyera el partido más allá del tesón. Y limitara balones extraviados. Porque claro el rival también juega, AEK supo cerrar su zona (con consentimiento) y amarrar una victoria que le deja a la estela de Hapoel.

Ficha Técnica:

AEK Atenas (24+17+18+19): Rathan-Mayes (6), Griffin (9), Sant Roos (10), Tsalmpouris (7) y Hunter (24) -cinco inicial- Xanthopoulos (-), Maciulis (4), Larentzakis (7), Moraitis (5) Rogkavopoulos (-), Roberson (6) y Ciannopoulos (0).

Montakit Fuenlabrada (19+15+20+17); Rupnik (9), Cruz (12), Eyenga (7), Clark (2) y Zanna (2) -cinco inicial- O´Leary (13), Bellas (7), García (5), Llorca (10), González (0) y Nogueira (4).

Arbitros: Glisic (Serbia), Calik (Polonia) y Yilmaz (turquía).

Pabellón: OAKA Olympic Indoor Hall, 4.000 espectadores.

Incidencias: Partido correspondiente a la quinta jornada en el grupo C de la Champions Basketball. Con este marcador el Fuenlabrada queda en la cuarta plaza.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here